Por qué deberías comprobar los puertos UDP abiertos en nuestra red

Recomendaciones

Un escaneo de puertos puede revelar información valiosa sobre nuestra red local y los servicios que tenemos funcionando en dicha red local. Por lo tanto, al comprobar los puertos UDP abiertos en nuestro router, y en determinados hosts de la propia red, podemos hacernos una idea general de cómo está esa red. De este modo, un ciberdelincuente podría saber, si tenemos algún servidor en ella o encontrar algún puerto abierto por el que vulnerar nuestra seguridad.

Por qué es muy importante revisar los puertos UDP abiertos

Hay protocolos muy importantes que utilizan los puertos UDP para comunicarse, algunos de estos protocolos son el popular protocolo DNS (Domain Name System) y también el protocolo SNMP (Simple Network Management Protocol). Ambos protocolos utilizan unos puertos DNS por defecto que debemos cerrar si no los estamos utilizando, e incluso deberíamos controlarlos si es que sí estamos usando estos protocolos.

Asegurar el protocolo DNS

Los servidores DNS suelen utilizar el puerto UDP 53, aunque también tenemos la posibilidad de usar otros puertos como el TCP 53, e incluso si hacemos uso de DNS over HTTPS o DNS over TLS, los puertos son diferentes y gobernados por TCP en lugar de UDP. El puerto 53 UDP es usado ampliamente para recibir las solicitudes DNS, y para responderlas, es fundamental que, si no tenemos un servidor DNS activado, bloqueemos a través del firewall cualquier tipo de comunicación entrante que utilice este puerto, ya que podríamos estar ante un escaneo de puertos para intentar conseguir información muy valiosa para posteriormente atacar dicho servidor.

Cambiar los DNS de la operadora

En caso de tener configurado el servidor DNS, es muy importante también protegerlo correctamente con el firewall, para evitar los ataques DoS que podrían hacer que el servidor DNS dejase de responder, con los firewalls podríamos limitar el número de peticiones por segundo que podemos recibir, descartando todas las demás, e incluso realizando «baneos» de direcciones IP para que no nos envíen más información.

Una herramienta realmente útil para proteger al servidor DNS de ataques DoS, es Fail2ban. Esta herramienta nos sirve para analizar el log real del proceso, y en función del log, podrá detectar posibles ataques de denegación de servicio para posteriormente bloquear esas direcciones IP de origen en el firewall. De esta forma, Fail2ban protege al servidor DNS de una manera reactiva, en cuanto detecta un tráfico más alto de lo «normal», automáticamente le dirá al firewall que bloquee cualquier solicitud desde una determinada IP de origen, dejando al servidor DNS disponible para el resto de equipos.

DHCP también utiliza el protocolo UDP, hay que protegerlo

Otro protocolo ampliamente utilizado es el popular protocolo DHCP (Dynamic Host Control Protocol), un protocolo que nos proporciona de manera dinámica y automática las direcciones IP privadas en nuestra red local. Este protocolo hace uso de los puertos UDP 67/68 para la recepción y el envío de información. Un posible atacante podría enviarnos continuamente DHCP Discover con el fin de saturar el servidor DHCP, o directamente escanear la red en busca del servidor DHCP para saber qué versión del proceso estamos utilizando y si existe alguna vulnerabilidad conocida para posteriormente explotarla.

Como recomendación, si no vamos a usar el servidor DHCP, lo mejor es deshabilitar el proceso, y si lo utilizamos, debemos asegurarnos de que usamos la última versión disponible siempre y que se encuentra libre de vulnerabilidades.

Cómo proteger el protocolo SNMP y evitar ataques

Otro protocolo ampliamente utilizado en redes es el protocolo SNMP. Este protocolo SNMP se encuentra en la capa de aplicación y permite el intercambio de información de administración entre dispositivos de red, además, el protocolo SNMP no solamente está en los PC, sino también en casi cualquier dispositivo de red como routers, switches gestionables, servidores, impresoras, módems e incluso en teléfonos VoIP. Gracias a este protocolo, los administradores de redes podrán monitorizar si existe algún tipo de problema, utilizando sistemas de monitorización como Nagios, Icinga2, Zabbix entre otros muchos que existen, y no solamente permite ver la configuración y monitorizar el estado de toda la red, sino que también permite realizar configuraciones de manera remota.

Por la propia naturaleza del SNMP, es muy probable que este proceso esté funcionando con permisos de administrador en un servidor, PC o en tu router, ya que, si SNMP permite que se cambie la configuración de un host, es obligatorio que tenga permisos para ello. Actualmente existen dos versiones de SNMP ampliamente utilizas, la SNMPv2c que la podemos encontrar en la mayoría de dispositivos como routers, switches gestionables, módems y telefonía VoIP, y también la versión SNMPv3 que la encontramos en estos mismos dispositivos siempre que su firmware lo soporte. El protocolo SNMPv3 añade una gran cantidad de medidas de seguridad, incorpora autenticación con cifrado de los datos, y todas las comunicaciones van cifradas punto a punto para garantizar la confidencialidad, anteriormente con el protocolo SNMPv2c todo el tráfico de datos se realiza en texto claro.

Lo primero que tenemos que tener en cuenta para proteger adecuadamente SNMP, es que, si no lo vamos a utilizar, lo mejor que podemos hacer es deshabilitar el proceso, otra opción es la de bloquear los puertos correspondientes de UDP 161 y UDP 162 por completo en el firewall. Con estas dos acciones, evitaremos que cualquier tipo de vulnerabilidad que se encuentre en el servicio SNMP pueda ser explotada, ya que lo primero que hará un atacante es realizar un escaneo de puertos y comprobar si el servicio SNMP se encuentra activo. Además, no debemos olvidar que, aunque el SNMP esté en modo de solo lectura, es posible recibir un ataque de denegación de servicio si no está bien implementado este protocolo, tal y como ocurrió en el sistema operativo Cisco IOS hace años.

Otra medida de seguridad que podemos tomar, es la de solamente responder a las direcciones IP que nosotros definamos, no obstante, UDP es un protocolo no orientado a conexión, por lo que realizar un IP spoofing es realmente sencillo, así que esta opción es un añadido más y no una solución completa a tomar. Si haces uso de SNMPv3, estarás protegido frente a este posible ataque.

A nivel de firewall, si haces uso de iptables u otros firewalls, podemos crear un par de reglas para limitar el acceso al servidor SNMP de nuestro equipo, y también limitar la salida de información a otra dirección IP.

$ iptables -A INPUT -s <direccion ip> -p udp -m udp --dport 161 -j ACCEPT
$ iptables -A OUTPUT -d <direccion ip> -p udp -m udp --sport 161 -j ACCEPT

Por supuesto, en el caso de usar versiones inferiores a SNMPv3, todas las comunicaciones van sin cifrar, aunque sí tenemos autenticación para la lectura y escritura en los diferentes hosts, por este motivo, es muy recomendable no tener accesible a la red de gestión cualquier equipo, ya que podría realizar un ataque Man in the Middle y capturar las credenciales de acceso RW de SNMP. Segmentar adecuadamente la red en VLANs es algo fundamental y que no debemos dejar de lado en el diseño y securización de la red. Con el protocolo SNMPv3 tendremos una buena autenticación y cifrado con criptografía, pero es susceptible a ataques de fuerza bruta o de diccionario para adivinar las claves de autenticación, sobre todo si estas claves son cortas en longitud, por lo que es recomendable usar claves largas. Por último, una muy buena recomendación de seguridad es hacer uso de SNMP dentro de un túnel SSH o directamente dentro de un túnel VPN, siempre que esto sea posible, claro.

El mismo programa Fail2ban que os hemos recomendado anteriormente, también es capaz de proteger correctamente el protocolo SNMP frente a posibles ataques DoS que realice un atacante en la red.

Cómo comprobar los puertos UDP que tienes abiertos desde Internet

Para comprobar los puertos UDP abiertos, la forma más fácil, es entrando en una web específica usando nuestro navegador de Internet habitual. En este caso recomendamos hacer este test de puertos. En el caso de acceder desde el exterior (fuera de nuestra red local), conviene que apuntemos antes nuestra IP pública usando la web cual es mi ip.

Una vez que hayamos entrado al test de puertos, lo primero que hay que hacer es poner nuestra dirección IP pública si accedemos desde el exterior. Luego añadimos el puerto o los puertos que queremos comprobar. Esta herramienta permite comprobar rangos de puertos y también usar puertos separados por comas. En esta ocasión hemos elegido el protocolo FTP y, a continuación, hemos pulsado en comenzar.

Scan puertos FTP

La información revela que tenemos el puerto 21 abierto. Esto significa que, por ejemplo, podríamos tener un servidor FTP generalmente utilizado para compartir archivos con el exterior. Sin embargo, si no tenemos uno, lo mejor que podemos hacer es cerrarlo. Así evitamos un posible ataque usando ese puerto.

Cómo comprobar los puertos que tienes abiertos desde LAN

Si estás en la red local y los puertos no están abiertos de cara a la WAN de Internet, aunque no puedan ser accesibles desde el exterior, sí se podrían explotar vulnerabilidades desde la propia red local profesional. Uno de los programas más populares para realizar escaneos de puertos es Nmap, el escaneo con el protocolo UDP se activa con la opción -sU, y si queremos realizar el escaneo con UDP y TCP a la vez, podemos añadir -sS también para verificar ambos protocolos simultáneamente. Simplemente con ejecutar el siguiente comando, estaremos escaneando todos los puertos UDP de un determinado host:

nmap -sU -v <direccion ip>

Dependiendo de lo que reciba Nmap, detectará si el puerto está abierto (hay contestación), si está abierto y filtrado (no se recibe respuesta), si está cerrado (si devuelve un error ICMP tipo 3 port unreachable) o filtrado (si recibe otro tipo de error ICMP).

Nmap done: 1 IP address (1 host up) scanned in 100.25 seconds

Tal y como habéis podido ver, es muy importante también proteger correctamente los puertos UDP, ya que son un vector muy importante y utilizado por ciberdelincuentes para violar la seguridad de nuestra red.


Etiquetado en: Escaneo Puertos UDP

Septiembre 17, 2020 09:59 AM
Fuente: redeszone.net - José Antonio Lorenzo
Publicado por: Cecilia Coria